Hacer deporte en verano y con calor

Con el verano llega el buen tiempo y la ganas de disfrutar al aire libre haciendo, por ejemplo, deporte.

En verano, pese al calor, no hay que dejar de hacer deporte sino continuar practicándolo pero teniendo en cuenta una serie de recomendaciones para poner poner en riesgo nuestra salud. Uno de los principales problemas que nos podremos encontrar es la deshidratación, pues debido a las altas temperaturas y a que nuestro cuerpo pierde aún más líquido durante la práctica de ejercicio, es necesario estar alerta.

Lipodieta adelgazar

Debemos tomar precauciones antes, durante y después de la práctica de cualquier deporte bajo un calor sofocante. Hidratarse bien bebiendo pequeñas cantidades de líquido durante el ejercicio es una buena manera de mantener el cuerpo con la cantidad de líquido necesaria para evitar una deshidratación.

Otro dato a tener muy en cuenta es intentar evitar las horas centrales del día, en las cuales el calor es muy intenso y nuestro cuerpo perderá fluidos con mucha más rapidez.

También deberemos vigilar los calambres, provocados por una insuficiente oxigenación de los músculos y la falta de sales minerales en nuestro organismo. Los síntomas son fácilmente detectables; dolores agudos en los músculos de las piernas y en el abdomen.

Para luchar contra los calambres y favorecer la rehidratación de nuestro cuerpo, deberemos restaurar el equilibrio mediante sales minerales en la bebida, alimentos ricos en sodio y, si fuera necesario, masajear las partes doloridas.

Sudar o sufrir más forzando a nuestro cuerpo a llegar al límite no es sinónimo de que estemos haciéndolo mejor o vayamos a adelgazar con mayor rapidez, más bien al contrario. Esto puede llegar a provocarnos un golpe de calor y que nuestro cuerpo acabe maltrecho por tanto esfuerzo.

Para que esto no acabe ocurriendo, debemos usar el sentido común y saber cuándo debemos parar.

Y recuerda:

– Combina el deporte con una dieta equilibrada para vivir de una forma saludable.

– No olvides tu botella de agua para hidratarte.

– Es importante equiparse correctamente si vas a hacer deporte al aire libre. Una gorra o pañuelo que cubra la cabeza protegerá contra el calor y las insolaciones.

– En verano cualquier lugar es bueno para hacer deporte: un parque, en la montaña, la playa, la calle…

Y un secreto: las agujetas se combaten con más deporte, así que… ¡no hay excusa, disfruta de una vida sana!

Un pensamiento en “Hacer deporte en verano y con calor

  1. Pingback: Disfruta del verano haciendo ejercicio | Lipodieta Blog

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *